lunes, 20 de abril de 2009

HABITOS DESEABLES



Además de los hábitos referidos a la higiene personal y la vestimenta, el manipulador siempre debería acostumbrarse a:


Lavar prolijamente utensilios y superficies de preparación antes y después de usarlos
Lavar prolijamente vajilla y cubiertos antes de usarlos para servir
Tomar platos y fuentes por los bordes, cubiertos por el mango, vasos por el fondo y tasas por el asa
Mantener la higiene y el orden más prolijo en su cocina o expendio y alrededores
Lavarse las manos antes de arreglar la mesa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada